PORTADA » Sobre IPUR » El Poliuretano rígido

El Poliuretano rígido

El poliuretano rígido es el material aislante térmico más eficiente y duradero. Su baja conductividad térmica conferida por la estructura celular cerrada y su innovadora tecnología de fabricación lo han puesto a la cabeza de los productos que colaboran en el ahorro de energía a través del aislamiento térmico.

Es el material aislante por excelencia en múltiples aplicaciones industriales y sin duda es el producto más utilizado en el aislamiento de los edificios industriales y residenciales por su eficiencia energética.

Las tres principales aplicaciones en edificación son: Poliuretano Proyectado, Planchas de Poliuretano Conformado y Paneles Sándwich de Poliuretano.

Las prestaciones que aporta el Poliuretano Proyectado en las soluciones constructivas se resumen en los siguientes conceptos: adherencia, adaptabilidad, aplicación en continuo sin juntas ni puentes térmicos, impermeabilidad, máximo aislamiento con el mínimo espesor, doble certificación de calidad (producto e instalación) y profesionalidad en la instalación.

Las aplicaciones más habituales son: fachada por el interior, fachada por el exterior, inyección en cámara de aire, cubierta plana, cubierta inclinada y cubierta industrial.

________

Las prestaciones que aportan las Planchas de Poliuretano Conformado en las soluciones constructivas se resumen en los siguientes conceptos: máxima resistencia térmica, resistencia mecánica, estabilidad dimensional, variedad de acabados, apto para nueva construcción y rehabilitación, espesores mínimos que proporcionan el  máximo aislamiento, facilidad de manipulación y puesta en obra, aislamiento térmico estable que perdura en el tiempo.

    Las aplicaciones más habituales son: cubierta industrial metálica (tipo deck), cubierta plana, cubierta inclinada, fachada por el interior, fachada por el exterior y suelos radiantes.

    ________

    Las prestaciones que aportan los Paneles Sándwich de Poliuretano en las soluciones constructivas se resumen en los siguientes conceptos: autoportante, estanco al aire y al agua, prefabricado, adaptable, montaje fácil y rápido, mayor aislamiento con menor espesor, Marcado CE y  certificación de calidad.

      Las aplicaciones más habituales son: naves industriales, construcciones deportivas, módulos prefabricados, viviendas, cámaras frigoríficas, industrias alimentarias y rehabilitaciones.

      Uso de cookies

      Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

      CERRAR