PORTADA » Sostenibilidad » Ahorro y Eficiencia Energética » El Gobierno de España contra la directiva de eficiencia energética

El Gobierno de España contra la directiva de eficiencia energética

Votó en contra de las nuevas normas europeas para el fomento del ahorro de energía por no tener en cuenta sus “esfuerzos ya realizados” y por el gasto que suponen en el momento de crisis económica


Bruselas, Octubre.- España, junto con Portugal, ha mostrado su oposición a las nuevas normas europeas para el fomento del ahorro de energía por considerar que no tienen en cuenta sus esfuerzos ya realizados y por el gasto que suponen en un momento de crisis económica.

 

Pese a los argumentos esgrimidos por ambos países, que votaron en contra de la adopción de la nueva directiva de eficiencia energética, primer marco legislativo a nivel europeo específicamente dedicado a la materia,  finalmente la normativa fue aprobada sin debate durante la reunión del Consejo de ministros de Empleo la Unión Europea (UE) celebrado el pasado jueves 5 de octubre en Luxemburgo.

 

El resto de países de la UE dieron su apoyo a las normas, mientras que Finlandia se abstuvo. Finlandia, España y Portugal consideran que la nueva normativa no valora lo suficiente los esfuerzos realizados hasta el momento en materia de ahorro de energía. España y Portugal señalaron que las nuevas normas exigen un aumento del gasto público, en un momento en que varios Estados miembros tienen dificultades económicas.

 

A pesar de ello, España reiteró su “compromiso firme” con el cumplimiento del objetivo europeo de alcanzar un ahorro del 20 % de energía primaria para 2020 y recalcó los esfuerzos realizados por el país en la última década para “mejorar significativamente la eficiencia energética en su economía”. En concreto, España recordó que en 2010 alcanzó el objetivo introducido por la directiva de servicios energéticos de 2006 de reducir un 9 % el consumo final de energía, seis años antes del plazo acordado, así como que ha aprobado recientemente el “ambicioso” Plan Nacional de Eficiencia y Ahorro Energético para el periodo 2011-2020.

 

El Gobierno español consideró también que la directiva de eficiencia energética no tiene en cuenta los ahorros logrados antes de 2014 “lo que penaliza a países que como España han estado durante los últimos años liderando la promoción de la eficiencia energética, con un importante esfuerzo económico”. También se mostró contraria a la medida que obliga a los países a renovar el 3 % de la superficie de los edificios gubernamentales para hacerlos más eficientes, ya que considera que no está probado que se vaya a amortizar el coste de estas reformas con el ahorro de energía que suponen.

Fuente: EFE y elaboración propia

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

VER TAMBIÉN

Poliuretano inyectado: un óptimo aislamiento para la rehabilitación de edificios

Los edificios tienen una gran incidencia en el consumo energético nacional. Se estima que el …

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies